Los profesionales son unos notas… y sus anécdotas (V)

tom-williams-bloodgateEn esta sección solemos poner anécdotas que muestran lo bruticos que son a veces los profesionales del rugby y como se comportan, en esas ocasiones, como universitarios descontrolados. Pero también ocurre que hacen cosas lamentables y que son dignas de escarnio y vergüenza. Como hay que ser sincero, no ocultaremos esa parte oscura del rugby y hablaremos hoy de algo que ocurrió hace unos años. La fecha clave: 12 de Abril de 2009. Empecemos a contar este sonado caso de fraude en el mundo del rugby.

Heineken Cup, Leinster contra Harlekins. Dale coño

La genealogía del Rugby: Antepasados

 

Harpastum

Harpastum romano, en los orígenes de la genealogía

Si nos seguís, deberíais saber como se creó el rugby allá en el siglo XIX. Pero la verdad es que hay mucha historia detrás, hasta que se llegó a ese punto en el que se empezarían a gestar las reglas del Fútbol Rugby. Más o menos estamos hablando de algunos que otros miles de años de historia, año arriba, año abajo. Vamos con la parte ancestral de la genealogía del rugby. Dale coño

Grandes Jugadores: O´driscoll

Hoy no vamos a hablar de gordos, nuestra especialidad. Hoy vamos a hablar de un centro (de la línea, para los gordos) que ha marcado época y ha brindado jugadas dignas de estudio. Un hombre que hizo muy buen rugby, al más alto nivel. Y que escribió un libro. Brian O´Driscoll.

Para abrir boca, mejor os ponemos un vídeo de las mejores jugadas de O´Driscoll. Canela fina.

 

Dale coño

He vuelto a mi Casa, he vuelto al Rugby

Pies de hobbit, espíritu de delantero

Pies de hobbit, espíritu de delantero

Os hablaba hace un tiempo de las lesiones y de la importancia de curarse bien. De evitar que el ansia de volver a jugar y a entrenar hiciese que una lesión empeorase o se prolongase más de lo debido. Lo contaba por experiencia propia, puesto que mi estupidez y dejadez no tienen límite y volví demasiado pronto a intentar correr y forzar el pie tras romperme un dedo.

Han sido meses, desde el 5 de Noviembre, que no pisaba un campo de rugby. Meses sin ponerme unas botas de tacos y sin correr y caer en césped Dale coño

Juego dinamico y jugadores noveles

botasCompartíamos esta entrada por Twitter el otro día, del blog El Rugby y su Entrenamiento en el que analizan las tres situaciones en que se va a encontrar un jugador en el campo.  La primera es la estática, donde toda posición esta mas o menos preestablecida en función de la jugada, ya sea ofensiva o defensiva. Cada jugador sabe donde ha de comenzar y hacia donde moverse (o debería, dependiendo de cuanto haya entrenado). Esto no debería ser un problema, aunque sabemos que siempre podemos encontrarnos con novatos que se olvidan, por los nervios del partido, y terminan corriendo como pollos sin cabeza. Pero usando el látigo y consiguiendo que bajen a entrenar, es un problema de solución relativamente fácil (lo de que bajen a entrenar, no tanto).

El problema principal surge en las fases dinámicas. Dale coño

Erasmus rugby en República Checa

Tatra-rugbyrepchecaHoy vamos a callarnos para dejar hablar a dos rugbiers que nos cuentan cómo es esto en Praga. A una de ellas ya la conocéis (o deberíais), Yael, que nos comentó como era jugar en el Tatra femenino, un equipo de Praga, para animar a otras y otros a apuntarse si vienen a la ciudad de la cerveza. Junto con Yael, Sarka nos cuenta también su experiencia aquí. Y sí, Sarka es checa y escribe en español mejor que muchos de nosotros. Os dejamos con sus comentarios sobre el rugby aquí, lo que es jugar de Erasmus y lo que supone la experiencia de integrar distintas culturas dentro de un mismo equipo de rugby. Mis estúpidos comentarios, en negrita. Dale coño

Los profesionales son unos notas: especial Nueva Zelanda

Zac “tengo un problema” Guildford

Como no podía ser de otra forma, los Neozelandeses despuntan en todo lo que hacen. Y cuando la lían parda, también dejan huella. En el fondo, con toda la presión que debe suponer entrenar y jugar con los grandes, representar a tu país teniendo tanto que demostrar, normal que a veces se les vaya de las manos celebrando.

O ahogando las penas. Allá por 2007, ocurrió lo que nadie se esperaba Dale coño