Las botas son tus amigas, novato

IMGP0117Este es un post sobre mi primer amor en el rugby. La primeras botas que usé y que nunca olvidaré. Si vas a empezar a jugar al rugby por primera vez, no necesitarás el último modelo que usan los All Blacks. Con que sean duras, resistentes y tengan tacos, basta. Te aseguro que si te conviertes finalmente a esta religión, recordarás con cariño esas primeras botas que te hacían heridas y con una estética propia de la Unión Soviética. Las recordarás porque serán tu puerta de entrada a este mundo y el primer año que juegas, nunca se olvida. La entrada la escribí cuando, tras tres años jugando con ellas, botas barateras del Decathlon, finalmente reventaron. No pienses que vas a encontrar una ganga como esta, ese tipo de botas te durarán una temporada con suerte. Que a mí me durasen un año, fue un milagro que aún se investiga, y por el cuál decidí escribir esto en homenaje a un hecho tan insólito. Pero te aseguro que sí, las recordarás aunque te duren sólo unos meses. Igual que tu primera bicicleta.

Dale coño